Month: November 2016

El descubrimiento

Muchas veces en la vida sucede que las cosas que poseemos, más aún aquellas que nos pertenecen desde hace ya mucho tiempo, pierden valor ante nuestros ojos, debido a la seguridad que estos objetos representan y la falta de peligro de perderlos, de la misma manera que sucede en los noviazgos o matrimonios, cuando alguno de los dos se acostumbra de más a su pareja hasta que la pierde.

Hace no mucho tiempo, estaba cenando en el comedor de mi casa, cuando de pronto fijé la mirada en unas balanzas de plata localizadas dentro de una repisa repleta de libros de todo tipo.

Al verla, inmediatamente entendí el hecho de que por muchos años había tenido aquellas balanzas y nunca había sabido ni entendido para que servían, ni cuándo habían servido, ni de dónde provenían, algo que decidí investigar un poco, ya que repentinamente despertó una gran curiosidad en mí.

balanzas

Para resolver esta pregunta, tomé la balanza y la llevé a un museo, donde solía trabajar para que fuera examinada por  un amigo mío, quien se dedicaba a diagnosticar objetos debido a su procedencia.

Al llegar al museo y hablar con mi amigo, lo primero que hizo fue tomar el objeto con una lupa especial, para buscar ciertos rasgos familiares que distinguen la procedencia de ciertos objetos, algo que no pudo encontrar.

Al terminar esa revisión primaria, tomó las balanzas y las colocó en una especie de tina, donde fueron remojadas por una solución liquida que nunca debe de tocar la piel o podría irritarla gravemente.

Por esta razón, mi compañero se colocó unos guantes de cuero grueso y tomó el objeto con unas pinzas de hierro grueso, sacudiéndolas ligeramente, convirtiéndose el líquido, normalmente transparente, en uno obscuro, parecido a las aguas de un pantano.

Al cabo de unos minutos, sacó el objeto que lucía brillante y bastante hermoso al habérsele quitado el peso de los años, ahora reflejando su verdadera identidad, una identidad hasta entonces secreta para todos.

Resulta que las balanzas eran objetos de fabricación holandesa, del siglo XVII, utilizadas para pesar distintos objetos con el fin de poder medir su valor, para después venderlos en el mercado internacional.

Cuando recibí esa noticia, me hizo perfecto sentido, ya que concuerda perfectamente con el pasado del reino de Holanda.

balanzas2

Holanda en el siglo XVII era la potencia comercial y marítima, remplazando a España de una manera violenta y sagaz.

El potencial holandés comenzó de una manera poco convencional y muy empresarial.

Todo comenzó con un grupo de holandeses que se mudaron a unas pequeñas islas del lejano Oriente, donde se dedicaron a coleccionar especies y contratar capitanes holandeses para que las llevaran a Europa, para venderlas a altos precios, proceso mediante el cual se usaban balanzas como la mía para pesar el producto.

Fue un descubrimiento muy interesante.

La creatividad, punto medular de la publicidad

La creatividad es la parte más importante para crear una publicidad, independientemente del formato.

Sea este digital, impreso, visual, auditivo, pequeño o grande, la idea es poder captar el mayor impacto y la mayor audiencia posible, según el formato usado.

publicidad-exterior

Definitivamente no se alcanzará la misma cantidad de gente cuando usamos un medio televisivo que los panfletos, mas lo importante es captar a ese público mediante las frases, colores y en su caso el movimiento.

En el mundo de la publicidad se encuentra el formato de la publicidad en exteriores, que ha demostrado ser altamente eficaz, productivo y rentable, el cual se ha usado en sus diversas versiones desde hace muchos siglos atrás.

Quién no ha visto en las películas del oeste cuando ponían un panfleto que decía “Se busca”, o cuando en las paredes o columnas de la lejana Roma se colocaban algunos estatutos, o para anunciar alguna “opera prima” en la Italia antigua.

Sí, estos y muchos usos se le han dado a la publicidad exterior, que bien servía para anunciar una ley o un producto o servicio.

Este medio publicitario tiende a ser de bajo costo, ya que se requiere menor tiraje para ser colocado en lugares estratégicos.

A su vez, se ha catalogado como un medio masivo y versátil y es ideal para aquellas campañas que requieren una amplia cobertura.

También es un medio excelente para cubrir mercados segmentados geográficamente y en donde se requiere captar el mayor número de audiencia cuando ésta se encuentra en movimiento, ya sea caminando o en algún medio de transporte.

Esto significa que la publicad de exteriores se extiende y comprende a aquella publicidad conformada por los llamados anuncios espectaculares o carteleras; a los anuncios denominativos, los cuales identifican a un negocio en su fachada o sobre el terreno que ocupe el negocio.

Es también aquella la publicidad colocada en medios de transporte colectivos, que bien pueden ser en los lugares donde los pasajeros esperan para abordar el transporte público y los anuncios que vemos dentro o fuera del mismo medio de transporte.

publicidad-columnas

Otra de sus facetas es la publicidad en columnas, donde es posible transformar dicha columna en un arte “vivo”, si la publicidad se lleva a ese extremo.

De ahí que, cuando vemos un anuncio completa y totalmente visual y que nos atrae la atención, podemos decir que es un ente altamente creativo, que eleva la probabilidad de ser visto por encima de otros.

Nuevamente menciono que el reto es sobresalir de la saturación creciente que existe no solo en los medios de publicidad externa, donde compiten los carteles uno al lado del otro.

Este mismo fenómeno lo vemos en los medios electrónicos e impresos. La diferencia ante un medio como estos es que el de la publicidad exterior se mantiene ahí las 24 horas y lo podemos observar mientras nos desplazamos hacia el hogar, al trabajo, a la escuela o cuando salimos de fiesta.

Otro de sus “ases bajo la manga” es que al existir los medios digitales, la creación y efectos que se pueden conseguir aumentan su impacto.

En fin, la cuestión es que sea cual sea el medio a publicitarse es necesario hacerlo con mucha creatividad.

Cuando de disfrazarse se habla, la gama de posibilidades es infinita

3fe045744718ee3ef559dac699265aaf-the-best-costumes-of-2013

Acaba de pasar una de las fechas esperadas por los amantes de los disfraces, la fiesta de Halloween.

En México ha permeado fuertemente, siendo los adolescentes y jóvenes los más interesados en el tema.

En cambio, para los más pequeños, el gusto de pedir dulces y disfrazarse lo piensan de forma más divertida y menos terrorífica.

En las escuelas fomentan tanto el colocar los altares, que son atribuidos a las costumbres de nuestro país por motivo del 1o y 2 de Noviembre y mientras tanto, los pequeños buscan diversas telas para disfraces, para hacer el suyo a su gusto y festejar el Halloween.

En general, buscan ser princesas, héroes o algún monstruo en su versión infantil.

Definitivamente huyen de las cosas más bárbaras que suelen hacer los jóvenes y adultos, que hasta a mí me sacan el “Jesús de la boca” por la originalidad y lo bien logrados que llegan a ser sus disfraces.

Regresando al tema de los niños, disfrazarse de un fantasmita amistoso o una momia pudiera ser interesante, aunque la creatividad en los niños va mucho más allá y los padres deben sacar acopio de su talento para apoyarlos.

Por ejemplo, acabo de ver que en las redes que está circulando el “disfraz” de una niña que lo único que hizo fue enfatizar la situación que vive una mamá cuidando a un par de gemelos.

He entrecomillado la palabra disfraz, porque lo único que hizo fue una representación, la cual fue magistral y varias mamás nos sentimos identificadas.

Por lo que nos hace caer en cuenta que no hay mucho que pensarle para vernos como de “ultratumba” ante los deberes hogareños… Es una idea sensacional y muy creativa por parte de esta pequeñita.

foto-493zz

En otros casos, a veces un disfraz no requiere de mayor inversión para crear algo realmente creativo, solo con la tela o prenda ideal, a veces un poco de pintura y unas tijeras es suficiente.

En ocasiones, los mismos disfraces que se han ocupado en aquellos festivales bien pueden ser reciclados para darles una vida nueva.

Por ejemplo, un tu-tu con un poco de pintura y un cabello enmarañado acaba dándole a la niña ese aire romántico de una bailarina que regresa de ultratumba.

La cuestión es que para los niños con el solo hecho de disfrazarse es suficiente, por lo que pensar en hacerles un peinado desarreglado y un poco de pintura apta para su carita puede resultar genial.

En una ocasión disfracé a mi hijo de espantapájaros y fue suficiente conseguir la rafia naranja y coser en sus pantalones algunos “agujeros”, lo interesante estuvo en su maquillaje y al final del día fue toda una locura.

Pero no me dejarás mentir que en estas fechas no todo es terror, ya que cuando de disfrazarse se habla, la gama de posibilidades es infinita y qué decir de los disfraces para bebés que nos quitan el suspiro.

Ver a un pequeño vestido de calabaza o de calaca, ya sea gateando o dando sus primeros pasos, literalmente nos pueden hacer morir de la alegría.

Ya será entre lo cómodo que se sienta el bebé y lo intrépida que sea la mamá es como podremos ver disfraces tan audaces como convertirse en un transformer o ser una pieza de lego o un dulce caramelo.

En fin, cuando de disfrazarse se habla, la gama de posibilidades es infinita.

Las preguntas importantes

La semana pasada terminé una sesión de tres meses, compuesta de varios diplomados médicos, cubriendo muchos temas específicos, diseñados para prepararnos de alguna manera para las especializaciones que los estudiantes vayamos a escoger al terminar la carrera en medicina general.

Al terminar estos diplomados comencé a ver una serie de televisión que ya había visto y que recuerdo haber disfrutado mucho; sin embargo, sentí un fuerte deseo de volverla a ver.

Este fenómeno de redescubrir las cosas me sucede no tan esporádicamente; de hecho, me sucede muy seguido y disfruto cuando esto sucede de sobremanera, ya que siempre es por una buena razón.

Muchas personas, incluyendo varias de mis novias, han considerado este hábito como una pérdida de tiempo, ya que ellas y muchas personas son de la idea que el pasado no se debe visitar.

No obstante, yo lo veo de otra manera.

Mi proceso de redescubrimiento siempre tiene una secuencia idéntica, que sucede en los lugares y situaciones más inesperadas.

drhouse_015

Generalmente esto comienza con una corazonada, al recordar alguna frase del libro, película, serie o lo que sea que aplica a mi vida en esos momentos o que puede complementar algún conocimiento recientemente descubierto, algo que aunque suene extraño, es como cubrir un pastel con nuevo betún.

La mayoría de las veces, cuando regreso a esas fuentes, veo lo que ya he visto como si fuera esta la primera vez ya que encuentro nuevos conceptos que no había visto antes, como si estuviera ciego la vez previa.

La serie que redescubrí ahora es una serie que en su momento me causó un gran placer por todo lo que ésta representa.

La mayoría de las personas conocen o saben quién es el famoso Doctor House, un médico extravagante quien toca el piano y la guitarra eléctrica, en medio de un caso médico aparentemente imposible de resolver y lo resuelve.

Esta serie es mucho más que una historia de resoluciones médicas, donde los pacientes enfermos se curan.

Esta es una serie que habla de la vida en todas sus facetas, donde nos damos cuenta que lo que vemos en las personas muchas veces es tan solo una faceta de lo que realmente está sucediendo en sus vidas, ya que como diría una tía mía, “No hay corazón desocupado”, ya que aunque las personas aparentemos tener un estado de hierro, la verdad es que muchas veces no es así, debido al hecho de que lo que para una persona no representa nada, para otra es todo lo contrario y viceversa.

Esta serie también me gusta mucho, ya que sus personajes se hacen preguntas a sí mismos, haciendo un profundo autoexamen con cuestiones tan aparentemente simples  como ¿Qué es una buena vida? O ¿Somos buenos por naturaleza malos, o nos vamos volviendo uno u otro?

Quien se responda estas preguntas a sí mismo y las responda racionalmente, tendrá un panorama de su existencia mucho más claro.