El fieltro, un material que echa a volar la creatividad

¿Sabías que el fieltro fue el primer material textil creado por el hombre? Sí, efectivamente, fue lo primero que se “inventó” y curiosamente también se consiguió de forma “casual”.

Pues bien, hasta antes de compartirte esta noticia, desconocía el hecho.

Es más, antes de investigar acerca del tema, tenía la idea de que este material fue creado recientemente y que por sus características alcanzó una gran aceptación en el mundo de las manualidades.fieltro

Y vaya, cuan errada y alejada estaba de conocer sus orígenes.

Así es, este material, que en el mundo de las manualidades tiene su lugar bien establecido y cuyo uso echa a volar la creatividad, tiene sus inicios casi junto al hombre.

Entre muchas de sus peculiaridades, la principal de ellas es que es el único textil que no se encuentra elaborado a partir de la técnica del tejido.

Esto es, para hacer fieltro, lo único que se necesita es prensar varias capas de materia prima.

Esto fue justamente lo que observaron nuestros antepasados cuando a los animales se les caía el pelaje y conforme lo pisaban, se iba formando este material que ya una vez bien compactado, resultaba ser una útil “prenda” para cubrirse.

Mmm… sería interesante saber cómo le decían a esto de taparse, ¿no lo crees?

En fin, continuando con este tema, en ese tiempo y durante muchos siglos, el fieltro se creaba con la lana o el pelaje de ciertos animales.fieltro

Ahora, en nuestros tiempos, estas placas de fieltro se pueden obtener también a través de fibras sintéticas.

Algo que podemos observar de esta forma de crear placas de “tela” es lo que se pueden obtener de ellas, gracias a sus particulares propiedades. Veamos algunas de ellas:

Es termo-moldeable, esto significa que lo podemos moldear a nuestro gusto, necesidad y voluntad con sólo la aplicación de calor y presión.

Gracias a esta propiedad podemos crear sombreros, zapatillas o zapatos. O se puede utilizar como forro para prendas más elaboradas, como faldas o chaquetas. Este uso permite a la prenda obtener una estructura que le da más consistencia.

Otra de sus bondades es que podemos aplicarle el color que nos dé la gana, con solo usar colorantes y no se dañan para nada las fibras.

Esta propiedad es altamente valorada por el mundo de las manualidades, porque sencillamente puede ser utilizado para cualquier proyecto, por muy caprichoso que éste sea.
manualidades fieltro

Recuerdo vívidamente cuando realicé mi primer trabajo con este material y fue en la primaria para un proyecto de títeres.

Para una niña de muy corta edad, que apenas estaba aprendiendo a recortar, este material resultó ser una muy buena alternativa, porque es un material ligero que se puede manipular con facilidad.

Además, también es un buen aislante que puede proteger deel frío, resiste al viento, ralentiza el avance del fuego y soporta con gran valentía un chaparrón.

Y aunque no lo creas, también se puede lavar y planchar. Claro está, hay que tener ciertos cuidados y precauciones al hacerlo, mas es posible.

Bueno, creo que con esto te ha quedado claro que el fieltro viene desde la prehistoria y nos ha venido acompañado en nuestro camino, y desde entonces es y será uno de los materiales ideales para echar a volar la creatividad.

 

Comments are closed, but trackbacks and pingbacks are open.